Conferencias

Fósiles Índices de la Formación Gurabo encontrados
en la barranca típica de la Formación Arcilla Mao

Eugenio de Jesús Marcano Fondeur

Mao (Valverde), 5 de septiembre de 1975

El hallazgo de algunos moluscos fósiles en la barranca tipo de la Arcilla Mao, me ha entusiasmado a escribir estos renglones y ofrecerlos a los señores ingenieros Marcelo Jorge, Iván Taváres y Romeo Llinás, jóvenes éstos que para mí son el porvenir de la Geología y de la Estratigrafía dominicanas. A ellos y a los demás miembros de la Sociedad Dominicana de Geología, les ruego aceptar este trabajo como un símbolo de mi admiración por su consagración al estudio de la Geología Dominicana; y ruego también disimulen mis errores.

Pocos han sido los dominicanos dedicados al estudio de la Paleontología, pero siempre podemos recordar con cariño y respeto al profesor Ricardo Ramírez y a los señores Narciso Alberty B. y Oscar Cucurullo.

También debemos mencionar aquí algunos de aquellos investigadores que nos han honrado al estudiar nuestra fauna malacológica fósil y, aunque la ciencia nos los recuerda cuantas veces encontramos un molusco que lleva su nombre, es agradable pronunciar y oír esos nombres.

De manera especial, recordaremos a: Sowerby, Y. B. (1849); Moore, J.C. (1850); Heneken, T. S. (1853); Gabb, W. (1868); Duncan, P.M. (1884); Guppy, R.J.L. (1886); Dall, W.H. (1895); Gregory, C.W. (1895); Vaughan, R.W. (1901); Pilsbry, H.A. (1910); Maury, C.J. (1916); Cushman, M.J. (1919); Cooke, C.W. (1920); Berry, E.W. (1921); Bermúdez, P.J. (1949); Guerra Peña, F. (1952); y otros más.

Cumplido el deseo de recordar a tan ilustres investigadores y con la esperanza de que ustedes, profesores que me oyen, entusiasmen a sus alumnos a que estudien nuestra Paleontología para que nuestras formaciones geológicas sean mejor conocidas.

Ahora hablaré sobre el tema que he elegido para hoy, y estoy seguro que se preguntarán: ¿qué son fósiles índices o característicos de una formación?, recordándoles que son aquellos seres que vivieron en determinada edad geológica y que por ley de los tiempos no aparecieron en otras formaciones y, algunos, apenas llegaron al fin del período geológico.

Así, y por convenir al entendimiento de este trabajo, citaré los principales moluscos fósiles de la formación Cercado y del Gurabo, del Mioceno inferior y medio, respectivamente.

Según Schuchert y Ramírez, en la formación Cercado encontramos:

Aphera islacolonis Maury
Conus cercadensis Maury
Arca corcupidonis Maury
Cardium dominicanum Dall
Conus furvoides Gabb
Phos gabbi Dall

y, para la formación Gurabo, citan como moluscos fósiles característicos a:

Crepitaciella cepula Guppy
Sconsia laevigata (Sowerby)
Echinochama antiquata Maury
Antigona blandiana Guppy
Metutella venusta Sowerby
Murex domingensis Sowerby
Terebra haitensis Dall
Distorsio decussatus simillinus (Sowerby)

Al preguntar, ¿qué es una barranca típica de determinada formación?, diremos que se llama así a la barranca o zona donde se hizo la descripción original de una formación. Por ejemplo, la formación Cercado se describió atendiendo a los caracteres que tiene la barranca situada en la orilla izquierda del Río Mao situada junto al lado conocido como Paso de los Perros, en la sección La Chorrera del municipio de Monción.

La doctora Maury usó el nombre de "Bluff III" para designar esta barranca y, para describir la formación Gurabo, usó la barranca del río Gurabo nombrada "zona I", la que se encuentra en la orilla izquierda, aguas abajo, del puente-badén por donde cruza la carretera de Mao a Sabaneta.

Recordando todos estos datos, pasemos a tratar sobre la barranca donde Cooke, en 1920, describió la formación Arcilla Mao del Mioceno superior. Esta barranca del Río Mao se encuentra a pocos metros, aguas abajo, de la toma del agua del acueducto de Mao y a la que algunos campesinos llaman "Barranca del Remolino" y otros la distinguen porque próximo a ella está la entrada del agua de la "Zanja mayor".

Cuando visité por vez primera esta barranca, no encontré en ella ni un solo fósil, y me conformé con saber que Cooke, en 1920, la había designado como zona típica de su formación Arcilla Mao del Mioceno superior. En aquella oportunidad noté que, sobre la arcilla fina de color gris-azuloso, existía una gran cantidad de areniscas y conglomerados aluviales, pero nunca imaginé que estas areniscas y conglomerados serían considerados por algunos como un elemento de la formación Mao. Noté también que en varias secciones de la barranca aparece un material meteorizado de color amarillo con muchas capitas de yeso, indicándonos que este material se depositó en un mar poco profundo, piso este muy abundante en el Gurabo.

Pasaron los años y, en visita que hiciera el día 3 de agosto de 1975, en compañía del R.P. Julio Cicero, s.j., biólogo y zoólogo interesado por todo cuanto la naturaleza ofrece a los dominicanos, y por el joven ingeniero agrónomo Rolando Bodden, fue grande la alegría al encontrar al descubierto y fuertemente empotrados una gran cantidad de moluscos fósiles, cuya lista aparece más adelante.

Los fósiles fueron colectados desde el nivel del agua del Río Mao hasta una altura de tres metros, siempre en la capa arcillo-azulosa que aparece en la parte baja de la barranca. La mayoría de éstos fueron sometidos a grandes presiones, por lo que están muy comprimidos pero con los caracteres bien definidos, lo que permite clasificarlos correctamente. Los más alterados fueron los conos y los Sconcia.

Ya en la barranca, leeremos lo que Cooke, en 1920, escribió en "Un reconocimiento geológico de la República Dominicana" en su capítulo IV sobre Geología Estratigráfica, etc. Veamos: "... Arcilla Mao se exhibe en un risco escarpado en el lado del poniente del Río Mao, 2 ó 3 kilómetros al sur de la población de Valverde, que antiguamente se denominaba Mao. El sedimento visible en este risco es una pizarra arcillosa o piedra de aluvión de un color azul que se asemeja a la que es muy común en los tramos inferiores del grupo Yaque, sobre todo en la formación Cercado, pero tiene un grano más fino y sólo contiene unos cuantos fósiles... El asomo típico se encuentra en la estación 8530..."

Como se ve, en esta definición no se hace mención a la gran capa de conglomerado y arenisca que descansa sobre la arcilla azulada y que más tarde fue incorporada como un miembro de la formación Mao de Bermúdez.

Este gran miembro de la formación Mao es del tipo aluvial y de aspecto más reciente y no muy consolidado.

Por otro lado, Charles Schuchert, en su obra "Historical Geology of the Antillean-Caribbean Region" (1939), dice: "Arcilla Mao (Cooke 1920). Esta formación tiene un espesor de alrededor de 485 pies. Se distingue de las otras por características físicas, siendo sus pocas especies (1 coral y 9 moluscos), con una excepción, iguales a los de la formación más vieja del Gurabo..."

Como se puede ver, este autor no menciona el miembro superior de esta barranca y tampoco menciona colecciones de fósiles; sólo repite lo que está en Woodring.

En un trabajo presentado por George A. Seiglie y Oscar Cucurullo titulado "Foraminíferos Planctónicos de las localidades tipo de la Caliza Mao Adentro y de la Arcilla Mao, mioceno y plioceno, Santo Domingo" (1971), encontramos la más completa de las definiciones de esta barranca. Aquí aparece citado el miembro conglomerado-arenisca que descansa sobre las arcillas azules.

Pedro Joaquín Bermúdez, en su libro "Tertiary Smaller Foraminifera of the Dominican Republic", no describe la Arcilla Mao. Sólo dice que ésta es semejante a la caliza Mao Adentro y la incluye como parte de su formación Mao del Mioceno Superior.

Sin referirse a la barranca que nos ocupa, habla de una sección gruesa de areniscas y conglomerados aluviales y hace que este miembro sea el que distinga su formación Mao de la formación Gurabo.

En una parte de su libro, leemos: "...no se ha propuesto ningún nombre para este miembro. En lugares parece que el miembro superior no concuerda con el miembro inferior; si es así, debería considerarse como del Plioceno...", y continúa: "... el miembro superior de la formación Mao se originó en aguas superficiales..."; y, por último, escribe: "La microfauna de la formación Mao ha sido observada en los esquistos arcillosos calcáreos grises. En la mayor parte, es muy similar a la de la formación Gurabo..."

Ahora bien, de estos autores sólo Cooke en 1920 informa de una colección de moluscos hecha en la barranca que nos ocupa, y que marcó con su estación 8530 (C-36).

Cucurrullo (OC 52, OC 52ª y OC 52b) y Bermúdez (H-15207) sólo colectaron allí foraminíferos.

La colección de moluscos fósiles, según Cooke, es como sigue:

  1. Conus haytensis Sowerby
  2. Turris haitensis (Sowerby)
  3. Cancellaria epistomifera Guppy
  4. Murex domingensis Sowerby
  5. Crepitacella capula Guppy
  6. Cassis sp.
  7. Conus sp.
  8. Leda n. sp. B.
  9. Pecten sp.

Como notaremos en el cuadro anexo, estos moluscos, o por lo menos los tres primeros, son comunes a las formaciones Cercado y Gurabo. El Murex domingensis y Crepitacella capula sólo se han encontrado en la formación Gurabo, donde se considera fósiles índices.

La recolección de macrofósiles hecha por nosotros es como sigue:

  1. Conus haytensis Sowerby
  2. Turris haitensis (Sowerby)
  3. Cancellaria epistomifera Guppy
  4. Cancellaria guppyi Gabb
  5. Conus sp.
  6. Neritina fulgopicta Maury
  7. Sconsia laevigata Maury
  8. Scabinella tristis P. & Johns
  9. Polystira virgo (Lamark)
  10. Murex domingensis Sowerby
  11. Malea camura Guppy
  12. Pachycrommium guppyi (Gabb)
  13. Phos moorei Guppy
  14. Phalium monoliferum Guppy
  15. Niso grandis Gabb
  16. Saccella extricata (P. & J.)
  17. Leda sp.
  18. Dentalium haytense Gabb

También colectamos dos especies de equinodermos, un coral y otros moluscos, que no hemos podido identificar.

Obsérvese que también los cuatro primeros fósiles, encontrados por nosotros en esta barranca, son comunes a las formaciones Cercado y Gurabo y que la Sconcia laevigata y el Murex domingensis son de los fósiles índices del Gurabo.

En esta oportunidad colectamos tres especimenes de Sconcia laevigata, una a ras del agua del Río Mao, y las otras a una altura de más de dos metros sobre la primera.

Con todos estos datos revisados, tenemos a bien someter a vuestra consideración las recomendaciones siguientes:

  1. Que la "Barranca del Remolino" o, mejor dicho, la de la "Zanja mayor", designada por Cooke en 1920 como barranca típica de la formación Arcilla Mao, del Mioceno Superior, y por Bermúdez como parte de su formación Mao, también del Mioceno Superior, sea considerada como el piso superior de la formación Gurabo, del Mioceno Medio, atendiendo a que sus fósiles son comunes a la formación Gurabo y a la presencia en esta barranca de los fósiles Murex domingensis, Sconsia laevigata, Crepitacella capula, todos fósiles de la formación Gurabo.

    Litológicamente, esta barranca también es igual a los demás lugares donde aparece la formación Gurabo y, además, Schuchert, al hablar de la Caliza Mao Adentro, nos recuerda que "... Woodring (1928) considera la Arcilla Mao y la Caliza Mao Adentro como la parte superior del Gurabo..."

  2. Que el miembro superior de esta barranca, es decir la parte de areniscas y conglomerados, por ser concordantes con la formación Gurabo, se le considere como el elemento más joven de la formación Mao de Bermúdez.

  3. Que la Academia de Ciencias de la República Dominicana, conjuntamente con la Sociedad Dominicana de Geología y el Instituto Geográfico Universitario, inicien rápidamente el estudio de las formaciones sedimentarias del país, con el objeto de orientar mejor a los geólogos, ingenieros agrónomos, ingenieros constructores de canales y de presas, etc.; y,

  4. Que, de común acuerdo con Pedro Joaquín Bermúdez, se determine la zona típica de su formación Mao.

Arriba

Ir a conferencias